Cuando la vivienda ya está alquilada

¿Cómo se gestionan las reparaciones en una casa alquilada?

Cuando se presenta un problema en una vivienda en alquiler, es necesario resolverlo de la forma más ágil y efectiva posible, para evitar perjuicios al propietario, al inquilino y a terceras partes como vecinos del inmueble. Para ello estudiamos las necesidades de mantenimiento de la vivienda, sus averías y otros problemas.

Obtenemos distintos presupuestos para las acciones que sea necesario realizar, controlamos la calidad y rapidez en el desarrollo de los trabajos y gestionamos los partes a las compañías aseguradoras para evitar gastos innecesarios.

¿Cómo se gestionan los contratos relacionados con el inmueble?

Habitar una vivienda en alquiler no implica únicamente un contrato con el propietario, sino también otros documentos relacionados con servicios y suministros en el inmueble. Por ello, gestionamos no sólo los depósitos y recuperación de fianzas derivadas del contrato de arrendamiento, sino también las altas, bajas, cambios de titularidad en los servicios y suministros de la vivienda.

Además, ponemos a disposición de nuestros clientes los acuerdos que tenemos con diversas compañías para garantizar el mejor servicio y precio de los servicios.

¿Cómo se cobra la renta mensual?

Sustituimos al propietario en la interlocución con los inquilinos para evitarle cualquier molestia y garantizar su tranquilidad y privacidad.

Nos ocupamos del cobro de las rentas y su entrega al propietario en la forma que prefiera y le informamos de cualquier incidencia que pueda surgir, poniendo en marcha, con carácter inmediato, si fuera necesario, los mecanismos de reclamación extrajudicial y judicial de las rentas impagadas.

Gestionamos los recibos de arrendamiento, las domiciliaciones bancarias, la entrega puntual de recibos y el envío de cartas de recordatorio en caso de retrasos en el pago, proponiéndole soluciones financieras, si fueran necesarias.

¿Cómo actuar en caso de que haya un impago en el alquiler?

Ante la dudosa efectividad de las últimas reformas legales, hemos creado nuestro propio sistema de desahucio exprés.

El contrato de alquiler se redacta para preservar las mayores garantías al propietario, y permitiendo la resolución más ágil posible. Cuando se produce un impago, es importante actuar sin demoras. Si se llega a esta situación, se inicia de inmediato una reclamación y negociación extrajudicial de rentas impagadas o incumplimientos contractuales de cualquier tipo, coordinando las acciones con una posible reclamación judicial posterior.

En el caso de tener que llegar a emprender un procedimiento por impago, nos ocupamos de la gestión completa de los procesos de reclamación de rentas impagadas y la resolución del contrato por falta de pago de la renta, hasta la recuperación de la posesión del inmueble y las rentas, sin coste alguno para el propietario de la vivienda.

También realizamos asesoramiento ante incumplimientos contractuales distintos de la falta de pago de la renta, poniendo a disposición del propietario un despacho externo de abogados para la tramitación de los procedimientos adecuados a cada clase de incumplimiento, con el que coordinamos las reclamaciones previas para garantizar el éxito de la vía judicial.